Català - Castellà
explica'ns
93 119 03 33
PxC Youtube PxC Twitter PxC Facebook
segueix-nos

Notícies a Catalunya

WWW.ALERTADIGITAL.COM, 22/04/2012;  Entrevista de AD a Josep Anglada:   “En el futuro habrá que juzgar a la lacra político-financiera y deberán pagar

WWW.ALERTADIGITAL.COM, 22/04/2012; Entrevista de AD a Josep Anglada: “En el futuro habrá que juzgar a la lacra político-financiera y deberán pagar

23/04/2012

En l'última entrevista que Alerta Digital ha hecho al presidente de Plataforma per Catalunya (PxC), Josep Anglada, asegura que “Cuando Anglada toma el micrófono, ante sus fervientes adictos, las verdades como puños agrietan el hasta ahora infranqueable muro institucional que blinda las pillerías y rapìñas de la casta.

A. Robles.-  Josep Anglada estaba ayer exultante. La Diada de Plataforma per Catalunya (PxC), el partido que fundó hace casi 10 años, celebraba su Diada en su Vic natal, municipio al que rinde culto por haber sido el escenario que alumbró toda su niñez. Aquel niño que creció bajo una sólida educación católica es hoy ese adulto embravecido que, al lanzar el grito de “¡Primer els de casa!” (“¡Los de casa, primero!”), ante su enardecido auditorio, hace temblar el pelaje de la casta política.

El sistema le ha puesto el veto a Josep Anglada, acaso porque crea que no es propio de una democracia tan ‘exquisita’ como la catalana dejar que alguien como él vicense se salte las tenebrosas condiciones que los petrodólares han establecido con la casta traidora: “Mi dinero a cambio de tu silencio; tu prosperidad económica a cambio de la islamización de Cataluña…”. De ese sórdido concubinato, la conversión de muchos pueblos y ciudades catalanes en herrumbrosos antros multiculturales.

Sin embargo las restricciones que sufre, los actos públicos organizados por PxC se convierten en el acontecimiento político más sonoro, espectacular y apabullante del largo y gélido invierno catalán. Nunca la casta catalana había recibido acusaciones tan certeras y contundentes. Las denuncias de Anglada son clamorosas, multitudinarias, clarísimas. Los mismos que vetan sus intervenciones son los que estimulan a los medios a que den gran despliegue a los dirigentes musulmanes y a la patulea separatista.

Cuando Josep Anglada toma el micrófono, ante sus fervientes adictos, las verdades como puños agrietan el hasta ahora infranqueable muro institucional que blinda las pillerías y rapìñas de la casta. El entusiasmo es grande, pero también tiene algo de angustioso. Cada vez que PxC organiza un acto público, decenas de policías autonómicos deben proteger a los plataformistas de las iras de moros, perroflautas, malnacidos y radicales de izquierda que, congregados a escasos metros, proclaman a gritos cuáles son sus criminales intenciones.

Por eso y por la situación que vive Cataluña, los actos de PxC son una experiencia única. Va mezclada con lágrimas, con rabia, con amor a la Cataluña que construyeron los genuinos catalanes, muchos llegados de otras tierras de España. “President, president”, le espeta una oriunda de Terrasa al hacer su aparición, “quiero que mis nietos crezcan sin perder las tradiciones, la fe y la cultura que han heredado”. Un orador que electriza y un pueblo genuino y auténtico que confiere autoridad a Pascal: “El corazón tiene razones que la razón desconoce”.

En frente, todo el aparato inquisidor del Estado y la chusma perroflautista que quiere darle a Cataluña un futuro lleno de roñas. Alguno incluso acusa a los de Plataforma, con deje despectivo, de andar limpios y de pulcritud en el vestir. Mientras un líder se acuerda de Cataluña a cada instante y la corteja como se corteja a una chica bonita a la que se desea dar lo mejor de uno mismo, otros, muchos, por no decir los demás, ni siquiera se acuerdan de que existe una tierra que fue grande, muy grande, más grande que ninguna, antes de que las leyes de extranjería, la traición de los nacionalistas y la voracidad de los políticos terminaran reduciéndola a su actual enanismo social, moral y económico.

-La criminalidad se enseñorea de Cataluña, las bandas latinas han acotado espacios para sus actividades delictivas que hasta hace poco servían para el disfrute general, los inmigrantes siguen vaciando las arcas públicas con engaños y picarescas, el salafismo avanza imparable, el saqueo de la casta política alcanza niveles más propios de Centroamérica, los antisistema han declarada la guerra a cualquier átomo de decencia que haya en Cataluña… Señor Anglada, ¿pensó usted alguna vez que llegaría a vivir una situación tan siniestra como la actual?

Cuando decidí dar el paso de dedicarme a la política para defender a mi gente y a Cataluña sabía que las situaciones con las que me iba a enfrentar serían realmente duras y complicadas.

Los hechos que menciona son las realidades con las que se enfrenta hoy la sociedad catalana, personalmente no me importa la dimensión del desafío al que me enfrento, he decido luchar por mi pueblo y por mis ideas siempre y en cualquier circunstancia.

Pero sí que me inquieta que los catalanes deban hacer frente a todas esas amenazas que menciona y que, de no evitarlo Plataforma per Catalunya, terminarán para siempre conla Cataluña que siempre hemos conocido para convertirla en una sociedad islamizada, con una alto grado de violencia étnica endémica, y con un crisis moral y política terminal.

-No sólo los políticos de la casta parecen haber perdido el norte. El arzobispo de Cataluña, ciego, mudo y sordo ante lo que se cuece en las mezquitas de Cataluña, recobra la vista, la voz y el oído para arremeter contra un compañero de la Conferencia Episcopal por cuestionar las prácticas homosexuales en una homilía. ¿A qué cree que se debe este clima de corrosión moral del que no se libran ni los prelados catalanes?

Como católico me duele constatarlo, pero la realidad es tozuda.La Iglesiacatólica ha decidido guardar silencia ante la islamización de Europa y ha optado por convertirse en uno de los apoyos ideológicos de la inmigración y la multiculturalidad. Muchos políticos identitarios europeos hablan del lobby cato-comunista como el gran mentor ideológico del dogma de la integración, la acogida y la sumersión demográfica de Europa.

Afortunadamente no todos los prelados católicos participan de estas opiniones. Hay una minoría que resiste y que reclama un rearme espiritual de los europeos frente al islam y al laicismo cosmopolita. Ellos son una de las esperanzas para nuestra sociedad.

-Crece también el convencimiento de que para hacer algo frente a este desafío harán falta algo más que normas. No alcanzo a imaginar a esta gente aceptando la deportación a sus países con los brazos cruzados.

Las normas cambian según quien las propone y las impone. Nuestro objetivo como formación política es llegar a tener la capacidad de legislar, será entonces cuando regularemos la repatriación de los inmigrantes asentados en nuestro territorio, y lo haremos con toda la fuerza del Estado, es decir no habrá oposición posible.

Quiero dejar claro que esta “repatriación” no es ningún castigo ni ningún acto inhumano. Todo lo contrario, Plataforma per Catalunya se preocupará mucho de que los países de origen de los inmigrantes puedan construir una situación económica estable y que permita vivir con tranquilidad a todos sus ciudadanos. Estamos seguros de que la inmensa mayoría de los inmigrantes estarían felices de poder volver a sus países en estas condiciones. Por eso insistimos en que la inmigración es un problema originado por la globalización y que es tan pernicioso para los países de acogida como el nuestro, como para los países de origen situados en el Tercer Mundo.

-Aquí hay unos responsables indirectos que son tan culpables o más que los propios inmigrantes que matan, violan, roban, extorsionan y parasitan a nuestra costa. Hablo naturalmente de la casta política y de todos sus cómplices sociales, financieros y mediáticos. ¿Qué futuro debería aguardarles a esos traidores en unas naciones moralmente fuertes y con apego a su supervivencia?

¿Indirectos dice usted? Yo no los calificaría así. Esa casta política es la principal responsable de todo lo que está pasando. Ellos son los que abrieron la puerta a la inmigración masiva para explotarla como mano de obra barata y atentar contra los derechos sociales y laborales de la población autóctona. Ellos son los que aprueban medidas de subvención a los que vienen de fuera y recortes constantes a los que somos de aquí. Ellos son los que han promocionado mediáticamente el multiculturalismo y la cultura del mestizaje y los que persiguen y prohíben cualquier manifestación pública en defensa de la identidad europea. Ellos son los que han provocado esta crisis económica y lo que pretender “solucionarla” destruyendo nuestro estado del bienestar y destruyendo el futuro de las próximas generaciones de europeos. Ellos son los que entienden la política como un medio de robar y enriquecerse a costa del trabajo de la gente honrada.

Insisto, esa lacra político-financiera es la verdadera y única culpable del caos actual. En el futuro habrá que juzgarles por todo ello y deberá pagar un precio muy alto por su traición.

-Como responsable de un medio que apoya y asume buena parte de los postulados identitarios de PxC, debo preguntarle: ¿Cree usted que el sistema, tal y como actualmente está configurado, dejará que su partido tenga posibilidades de alcanzar el poder contra todos los recursos de los que dispone ese sistema para blindarse de ideas como las que usted y yo defendemos?

El sistema está entrando en una grave crisis de legitimidad. No sabemos lo que nos depara el inmediato futuro, pero constatamos que la situación política puede cambiar radicalmente. El sistema ya no ofrece ni garantías económicas, ni es capaz de asegurar la convivencia ciudadana, eso hará que en pocos años las alternativas al poder establecido aumenten su presencia y su apoyo popular.

La combinación de estas dos variables hará que la capacidad e blindaje del sistema a la que usted se refiere, sea cada vez menor. Por eso insisto en que la próxima década verá cambios políticos de gran envergadura. En1980 nadie podía prever lo que pasó con el Muro de Berlín y el Bloque del Este. Hoy es imposible adivinar cómo podremos estar en 2020, pero todos los elementos actuales me hacen ser optimista en este sentido. Insisto para cualquier cambio en sentido positivo, no basta que se den las condiciones objetivas, también serán necesarias crear las condiciones subjetivas adecuadas, y para ello será imprescindible un gran compromiso de todos los identitarios. Un compromiso que implicará sacrificios, capacidad de lucha y moral de victoria.

-David Piqué, comisario general de los Mossos d´Escuadra, acaba de llamar “ratas” a los violentos de la ultraizquierda. ¿Qué opina?

Las declaraciones de Piqué confirman lo que nosotros hemos denunciado durante tanto tiempo: la ultraizquierda violenta y marginal está compuesta por elementos indeseables y son un auténtico cáncer social, que merece ser perseguido con la máxima dureza. En este sentido, la labor de los Mossos ha sido siempre perfecta y no nos hemos cansado de felicitarles por ello. Ahora vemos que van a dar un paso más en la prevención de las actividades de esta escoria y nos alegramos.

Sin embargo, esto no será suficiente. Hace falta un endurecimiento de la legislación, ya que estas pandillas de maleantes se dedican a amenazar de muerte en sus webs. Eso es puro terrorismo, y como terroristas que son deben ser juzgados y sus organizaciones ilegalizadas lo antes posible. Además, estas organizaciones delictivas deberían correr con los gastos del mobiliario urbano que se dedican a destrozar impunemente.

-Señor Anglada, ¿qué le diría usted al vecino de Salt (Gerona) que contempla horrorizado como en esa localidad ya nacen cinco niños de padres magrebíes por cada niño de padres autóctonos?

Que se movilice y se organice. Un vecino de Salt en esas circunstancias es testigo privilegiado de los que está pasando en Cataluña y el futuro que nos espera a todos si no hacemos nada por evitarlo.

Es en esas poblaciones más conflictivas donde el grado de sensibilización de la población autóctona es mayor. Pero esa sensibilización debe convertirse en una respuesta organiza, ordenada y política, y hoy sólo hay un instrumento que pueda canalizar esa necesaria respuesta: Plataforma per Catalunya. No es un llamamiento partidista, es un llamamiento a la resistencia y a la lucha por nuestra identidad. Plataforma per Catalunya es la única arma que tenemos los autóctonos para impedir el triunfo de la invasión migratoria y la reversión demográfica en nuestro país.

-Por cierto, ¿cómo valora la polémica surgida tras el desfile procesión de los legionarios por las calles de Mataró y que pone de relieve el divorcio entre la casta dirigente y el pueblo al que supuestamente representa?

Los posicionamientos en contra son un hecho que siempre aprovechan ciertos grupos políticos, comola CUPo ICV, para hacer su particular campaña política. Al final quieren eliminar toda referencia a la herencia cultural cristiana, pero no les importa que se hagan más mezquitas o que las mujeres vayan vestidas con niqab o burka. Ha sido curioso porque en una encuesta en un medio de comunicación local de Mataró, al 60% de los ciudadanos no les preocupaba la participación de antiguos legionarios enla Semana Santade la ciudad.

Desde Plataforma per Catalunya, y así lo ha defendido nuestra portavoz en el Ayuntamiento de Mataró Mónica Lora, creemos que este tipo de decisiones han de ser tomadas por las personas que organizan estos actos culturales y que los políticos no podemos entrometernos en decisiones que puedan alterar, por mero interés partidista, una actividad cultural y religiosa que tanto prestigio ha adquirido en Cataluña como esla Semana Santa de Mataró.

-¿Le preocupa a usted la posible concurrencia electoral en Cataluña de un partido de obediencia islamista?

No lucho contra preocupaciones sino contra realidades. La concurrencia de un partido islamista en Cataluña es sólo un síntoma de la situación en que nos encontramos, uno de los efectos colaterales de la inmigración. Los que hablaban de integración y de convivencia política se enfrentan hoy a otra realidad: los islamistas van a usar nuestros mecanismos democráticos para llegar a nuestras instituciones y desde ahí intentar imponer su dictadura teocrática. Se aprovechan de nuestra debilidad.

Sin embargo, esto tendrá un efecto positivo. Cada vez se polarizará más el voto: los islamistas apoyarán a sus formaciones, y los votantes tendrán cada vez más claro que la única oposición dura y efectiva contra los partidos islamistas se llama Plataforma per Catalunya. Lo anunció hace años el pensador francés Guillaume Faye: en las próximas décadas habrá una polarización del voto étnico entre inmigrantes –que cada vez más votarán a sus propias formaciones- y autóctonos –que cada vez más votarán a las partidos identitarios-. A nadie se le escapa que esto provocará un importante aumento de la tensión política.

-El problema que vive Cataluña se agrava incluso en países como Francia, Reino Unido, Bélgica, Suecia y Holanda, entre otros. ¿Quiénes desde fuera del ámbito estrictamente político han colaborado en la actual reversión cultura y étnica de Europa, disuadiendo al mismo tiempo a los europeos autóctonos de cualquier labor opositora?

La actual crisis económica y política está descubriendo que hay una serie de instituciones ajenas al poder democrático que operan, actúan e intervienen sobre nuestros países, nuestras economías y nuestros destinos, fuera de los mecanismos habituales de los sistemas democráticos. Las hemos visto poniendo y quitando gobierno, calificando deudas, ordenando actuaciones económicas.

Son lo que en Italia se llaman “poderes fuertes” y esos poderes fuertes son también los que se han encargado de imponer la ideología mundialista y multiculturalista.

Como dice en su pregunta, el problema excede del ámbito estrictamente político, aunque me gustaría señalar que mi amigo y eurodiputado de la Lega Nord, Mario Borghezio, se ha dedicado insistentemente a denunciar este tipo de organizaciones. De hecho se le impidió de forma violenta acercase a la última reunión del Grupo Bilderberg.

-¿Cree que llegará un día en que un líder pacífico como usted puede pasear por su tierra sin necesidad de llevar escolta, mientras violentos como el imán de Terrassa pueden moverse libremente sin temor a sufrir acciones violentas?

Lo que espero es que llegue el día en que los catalanes puedan pasear por cualquier barrio de nuestro país y a cualquier hora con total libertad y sin ningún temor. También espero que algún día dejen de haber imanes que prediquen el odio y la violencia. El precio personal que yo tenga que pagar para conseguir eso, no me importa en absoluto.

-No debemos disociar la crisis política que vive Cataluña y el resto de Europa de su crisis moral. ¿Qué remedios serían necesario para que conceptos como el relativismo, el nihilismo, el desestimiento ante cualquier compromiso inmaterial, dejen de hallar acomodo éntre los jóvenes y no tan jóvenes?

Desde luego que no. Es más, la crisis política que vive Cataluña, España y el resto de Europa es una consecuencia de la crisis moral, de la decadencia anímica y del triunfo del relativismo egoísta y de la ausencia de cualquier conciencia de sociedad y, de destino colectivo.

Toda Europa necesita un rearme moral y anímico, es la condición sine qua non para afrontar nuestro futuro como cultura y como civilización milenaria. Cuando eso se produzca, el enderezamiento político y económico será una consecuencia natural.

Enviar notícia per correo





  • Facebook
  • Google Plus
  • Twitter
  • Tuenti
  • Email
Compartir aquesta notícia
Donar-me d'alta Donar-me de baixa
PxC a Youtube